La ganadería fue fundada en 1990 con la adquisición a D. José Luis de la Escalera de una potra castaña de nombre Académica II. A ésta se le sumaron otras del mismo hierro y un lote de yeguas de D. Francisco Lazo que conforman la base genética actual.
En estos más de 20 años de historia el incansable afán de mejora y de adaptación a los nuevos tiempos nos ha llevado a cubrir con los mejores sementales del momento. Lebrijano III, padre de nuestro primer semental Académico II, ha supuesto la columna vertebral de nuestro sistema de selección. En torno a él se ha ido cimentando lo que actualmente es nuestra yeguada.

A esta línea se le han ido sumando sementales de primer nivel, hasta llegar a la última década donde la ganadería sufre una transformación importante, produciéndose un salto de calidad que la sitúa hoy entre las mejores de España. Dicha transformación viene de la mano de dos sementales: Bronco XIII y Educado X. Con la adquisición de Bronco XIII a D. Ignacio Candau, hijo de un doble Campeón de España como Urdidor VII, conseguimos elevar la alzada de nuestros potros y mejorar significativamente los movimientos, consiguiendo animales grandes, fuertes y muy funcionales que se adaptan perfectamente a las exigencias del PRE moderno, caballos capaces de competir con las principales razas deportivas europeas.


El otro gran impulso que sufre la yeguada en esta última década lo da Educado X, el semental del hierro de Guardiola y propiedad de D. Rafael Ayala, que imprime belleza y raza en nuestros potros y potras. En la actualidad estas líneas se ven reflejadas en nuestros dos sementales: Académico TH II y Farruco TH II.

El primero, hijo de Educado X y de Académica II, reúne la esencia de nuestra idea de lo que debe ser el PRE actual: raza, belleza, mucha talla y mucho movimiento. El segundo, hijo de Farruca LVI y Bronco XIII, ambos reproductores calificados, es un digno sucesor de su padre, transmitiendo a su descendencia las virtudes que han hecho de Bronco XIII unos de los mejores sementales de los últimos años.

La apuesta de futuro de la yeguada es la introducción de la línea Bohórquez a nuestras yeguas, y para ello hemos adquirido un potro de este hierro de nombre Rondeño, que esperamos complemente a Académico TH II y a Farruco TH II.
teodoro herce
yeguada
historia